El origen de las galletas de la fortuna

En una entrada anterior de nuestro blog “Chinobasicotv.com”  explicamos cómo se originaron los famosísimos pasteles de la luna, una delicia típica de la repostería china. En esta nota contaremos cómo nacieron las clásicas galletas de la fortuna que, aunque muchos lo ignoran, están estrechamente relacionadas con los pasteles.

Como sabemos, fueron inventadas por los chinos, aunque no en su país de origen sino en un sitio muy lejano y extraño para ellos.

En el año 1849 -varios siglos después de la creación de los pasteles de la luna y de las recurrentes invasiones del imperio mongol a China- muchos varones partieron hacia EEUU en busca de trabajo. Allí se comenzaba a construir el tendido ferroviario para atravesar la Sierra Nevada hacia California. Como era de esperar, en occidente no se llevaba a cabo el Festival de la Luna, lo cual los llenaba de nostalgia. Fue entonces cuando se unieron para recordar esa fecha y sentirse un poco más cerca de sus familias. Obviamente, los pasteles de la luna eran imposibles de conseguir, razón por la cual comenzaron a elaborar una deliciosa alternativa. Eran galletitas dulces a las que le colocaban un pequeño papel con un mensaje de buena fortuna y se las regalaban entre sí. Recordemos que los pasteles llevaban el mensaje impreso en su cubierta.

De esta manera podían sobrellevar su pena por la lejanía; lo que no imaginaron jamás es que los norteamericanos copiarían la idea. Sin embargo, así fue y la convirtieron en un excelente negocio.

En un principio eran famosas en el Chinatown de San Francisco, pero luego,  la empresa Hong Kong Noodle Company le dio un gran impulso y se hicieron conocidas en todo el mundo.

Si querés sorprender a tu familia y amigos, preparalas y coloca dentro de ellas mensajes personalizados. Buscá la receta en la sección cocina de nuestro blog.

Comparte si te gusto la nota!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest

Tabla de contenidos